Incumplen con ley para proteger menores de matrimonios forzados

Son 7 las entidades que permiten los matrimonios infantiles a pesar de estar prohibidos desde 2014.

0
93

El último reporte del Sistema Nacional de Protección Integral de Niñas, Niños y Adolescentes (SIPINNA), indica que registros civiles de al menos 7 entidades del país están permitiendo matrimonios de menores de edad, cuando desde 2014 se prohíbe legalmente.

En lo que va de 2018 se han contabilizado 74 casos registrados de matrimonios infantiles, principalmente en: Oaxaca (30), San Luis Potosí (22), Coahuila (9), Baja California Sur (6), Quintana Roo (4), Jalisco (2) y Yucatán (1), estados que ya habían reformado sus leyes para proteger a las niñas y adolescentes menores de 18 años, pero que están incumpliendo.

El documento resalta que en la citadas entidades se modificaron las leyes entre los años 2014 y 2015, para prohibir totalmente las uniones de menores de edad y adolescentes.
Si bien es cierto que con la puesta en marcha de la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes (LGDNNA), la cual establece como edad mínima para contraer matrimonio los 18 años, se han reducido los casos de matrimonio infantil, todavía algunas entidades no la aplican, y permiten “dispensas”, es decir excepciones, muchas de ellas obedecen a factores culturales como son los usos y costumbres.
Para muestra el caso de Guerrero, que en 2016 registró más de 3 mil matrimonios de menores de edad, la mayoría de ellos por “dispensas”, como es el consentimiento de sus padres para casarse; así lo detalló Alejandro López, director del sistema de información del SIPINNA.
El reporte también revela que a nivel nacional, 9 mil 871 niñas y adolescentes menores de 18 años se casaron en 2016, y que aunque las cifras siguen disminuyendo, existen casos menores de edad que viven en unión libre, dato podría ser mayor comparado con los que matrimonios registrados. Asimismo, en 2017 se registraron 11 mil 756 embarazos en niñas de 9 a 14 años.

Sobre los matrimonios de menores de edad por usos y costumbres, el director del Sistema informó que en municipios como Tlacoachistlahuaca, Guerrero, las niñas son comercializadas por sus propios padres al cumplir los 12 años, bajo el pretexto de una tradición mixteca y amuzga de más de 200 años.
Una niña de 12 años llega a ser vendida hasta en 350 mil pesos, mientras que por una mujer mayor de 20 años, considerada “quedada”, se piden hasta 100 mil pesos.
Los esfuerzos por erradicar los matrimonios infantiles continúan dando resultados, la meta es que desaparezcan en 2024.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here